lunes, 15 de junio de 2015

Lo Dicho... Dio







El pasado mes de Mayo, el día 16 para ser más concretos, se cumplieron cinco años de la muerte de una de las grandes voces del Metal, Ronnie James Dio. Echando la vista atrás nos damos cuenta del enorme legado que nos dejó. Formó parte de bandas legendarias donde participó en fantásticos discos que ya forman parte de la historia del Rock. Yo sólo conseguí verle en directo una vez pero sus discos los habré escuchado miles. Aquí os dejo con alguna de sus mejores declaraciones aliñadas con las de algún que otro compañero suyo de fatigas. ¡Siempre en nuestro corazón!!




VARIOS

Al principio compaginaba bajo con voz, explica cómo se centró sólo en lo segundo:

Fui capaza de compaginar ambas facetas pero para destacar en una tenía que desecha la otra. Tampoco me costó demasiado.

El origen del nombre de Dio:

Viene de un mafioso de Florida llamado Johnny Dio. Era un jefe de la mafia de Miami. Leí su nombre en un libro y me gustó. Era italiano y como yo descendía de allí y tenía un nombre demasiado largo lo acorté con Dio. No es que quisiera ser de la mafia pero era un buen nombre.

Origen de los cuernos:

Fue por mi abuela italiana. Ella, cuando yo era pequeño, me hacía siempre los cuernos para asustarme cuando me portaba mal. A mí siempre me gustó y comencé a hacerlo con Black Sabbath. La gente pensaba que era algo satánico pero no tiene nada que ver. Fíjate que ahora lo hace hasta Britney Spears!!

¿Por qué Blackmore en 1978 dio un vuelco a Rainbow echando a toda la banda excepto  a Cozy Powell?:

Él quería un sonido más comercial, con canciones de amor, mientras yo estaba especializado en escribir sobre fantasía y era más underground.

Acerca de las acusaciones por parte de Iommi- Bulter de hacer mezclas por las noches en el directo “Live Evil”:

Un ingeniero de sonido les comentó que Vinny Appice y yo habíamos acudido al estudio a hacer unos cambios en el sonido de la batería y de la voz. Simplemente habíamos estado con él escuchando algunas partes pero sin mezclar nada. Tanto Geezer como Tony nos pidieron disculpas cuando nos reunimos en 1992.




La formación de sus dos primeros discos:

La primera banda que tuve era fantástica. Grabamos dos discos fantásticos. “Holy Diver” y “The Last In Line”,pero el problema es que no nos gustaba a todos el mismo tipo de música y en directo no había una conjunción total. A Vivian Campbell le gustaba hacer un tipo de música más Pop. Quizá por eso esté en Def Leppard.

Acerca de los discos que hizo Black Sabbath cuando él se marchó:

Sinceramente creo que no son buenos discos. Últimamente quizá sí pero antes cometieron muchos errores. Por ejemplo, aunque le respeto enormemente,  pienso que Ian Gillan fue un completo error que entrase en el grupo. Algo que se confirmó con un disco tan horrible como “Born Again” que dejó al grupo hundido durante años. Al cabo del tiempo, tanto ellos como yo, estamos de acuerdo que los cuatro juntos hicimos los mejores trabajos de Black Sabbath.

Habla  de los sueños:

Los sueños son para mí objetivos puestos ahí con algunas pequeñas zarzas enfrente pero superar éstas te convierten en una persona mejor. Sin sueños el cerebro es un computador y nada más. Los sueños hacen que las cosas estén vivas para mí.

Acerca de la magia:

Prefiero la magia blanca en detrimento de la negra.

Su público:

Es cierto que la audiencia del Heavy Metal está compuesta principalmente por gente joven pero creo que mi música puede gustar a todo tipo de gente: abogados, médicos, policías, etc. No hace mucho un policía me detuvo en Los Ángeles cuando iba conduciendo mi coche y cuando se acercó y me reconoció me pidió que le firmara un autógrafo.

El montaje de sus conciertos:

El montaje que llevo debe ser entendido desde otro punto de vista. La vida es muchas veces muy dura así que es necesario inyectarle algo de fantasía siempre.

La actuación en Donington con Bon Jovi:

Es cierto que nos sentimos como teloneros de Bon Jovi. Cuando no eres la banda principal en un festival de este tipo ya se sabe, te bajan el sonido, no tienes buenas luces, etc. Pero aceptamos porque era una buena oportunidad de presentar nuestro nuevo disco ante tanta gente. De todas formas no me preocupa Bon Jovi, tienen éxito hoy día pero ya veremos mañana. Dio, sin embargo, seguirá por muchos años.

Su tendencia a enganchar los temas en directo con poca comunicación con el público:

Para dar charlas ya está Madonna. Yo respeto la manera de actuar de otros cantantes pero yo prefiero expresarme como mejor sé, o sea, cantando. No me importa lo que luego diga la crítica. Cuando regreso a los camerinos sé perfectamente cuando he estado bien o mal.




Críticas de ser un pequeño dictador:

No soy ningún dictador, todos opinamos. Lo que ocurre es que alguien tiene que tomar una decisión y ese soy yo porque para eso tengo más experiencia que nadie. No tengo pistolas ni pego a nadie. El grupo es como un cuerpo y necesita un cerebro que soy yo. Si ese cerebro toma las decisiones es porque está capacitado para ello.

La marcha de Vivian Campbell:

Se fue porque ya no era productivo, carencia de ideas. La banda marchaba hacia adelante mientras que él se había estancado. Pienso que obré bien.

Craig Goldie habla de su pasado en Rouh Cutt, Giuffria:

Esas bandas no eran ni la mitad de profesionales que Dio. Mis recuerdos son más de amistad que de actividad musical.

Primera oferta de reunión de Black Sabbath:

Me pidieron que volviera con ellos. Su idea era tener a Cozy Powell a la batería, Geezer Bulter al bajo y, evidentemente, Tony Iommi a la guitarra. Esa era la formación a la que me pidieron que me uniera. Ahora ya no soy tan estúpido como para decir que no directamente así que miré los pros y los contras. Mi reacción inicial fue: “¿Lo decís en serio? Ya he pasado por ese infierno una vez ¿Quiero Hacerlo de nuevo?” a medida que te haces más viejo vas madurando. No tengo nada en contra de Geezer ni de Tony y, desde que dejé Black Sabbath, todo lo que salió en la prensa esta olvidado y perdonado. Creo que es mucho mejor llevarse bien con cualquiera que llevarse mal.

Salida de Craig Goldie:

Craig no era, probablemente, la persona correcta para nuestra situación. Parecía que era la persona idónea en el momento. Le llamamos para el tour de “Sacred Heart” después de la marcha de Campbell pero si escuchas su trabajo en “Dream Evil” te das cuenta de que no se podía quitar a Giuffria de la cabeza. Hizo un buen trabajo en directo y pensamos que también lo haría en estudio pero su estilo no era el apropiado. Nos separamos como amigos y espero que sigámoslo siendo. Le deseo mucha suerte.

Habla de Ritchie Blackmore:

Ritchie crea una tensión en las relaciones y es difícil llegar a ser amigo suyo. Yo lo intenté y creo que lo conseguí mejor que nadie pudiera llegar a serlo porque le entendí. Es una persona muy privada. No quiere gente que le atosigue sino que prefiere estar tranquilo. Le respeto mucho como guitarrista y él me respeta como cantante. Este es el motivo por el cual pudimos trabajar juntos.




Posible reunión de Rainbow:

Sí, la idea ha pasado por mi mente ocasionalmente. No puedo hablar por Ritchie pero tengo el presentimiento de que a él le ha pasado lo mismo de vez en cuando. Ha pasado el tiempo suficiente desdelos viejos días de Rainbow como para poner el grupo otra vez en funcionamiento. La formación que todo el mundo considera la mejor fue la de 1978 con Cozy Powell, Tony Carey y Jimmy Bain. Si el grupo se volviera a reunir alguna vez debería ser con esta formación. Todo depende de Ritchie, yo nunca le he mencionado el tema. No es algo que piense todos los días pero dado que hace poco me ofrecieron volver con Black Sabbath la única reunión que tendría sentido sería la de Rainbow. Ritchie y yo hicimos cosas muy buenas juntos, lo cual también es una buena razón para no volver a hacerlo pues no sé si seríamos capaces de capturar de nuevo la magia del pasado.

Discos favoritos de su carrera:

No creo que se pueda comparar lo que hice con Black Sabbath con lo que hice con Rainbow o Dio. A pesar de ello, diría que los discos que me han dado mayor satisfacción han sido “Heaven And Hell”, “Ritchie Blackmore´s Rainbow” y “Holy Diver”, en ese orden.

Opinión de “Strange Highways” y “Angry Machines”, dos discos que se alejaron de su sonido habitual:

En esa época tocaba la guitarra Tracy G. y lo hacía de una manera diferente a los anteriores guitarristas. Él no tenía el sentido del riff de Tony Iommi, por ejemplo, pero sacaba muy buenos sonidos, más en plan industrial. “Strange Highways” es un gran disco con buenas canciones. “Angry Machines” fue más confuso. Tenía un sonido más moderno y a los fans no les gustó. Tiene algunos momentos interesantes pero a mí tampoco me gusta demasiado.

Opinión de las reuniones de grandes bandas como Judas:

Pienso que las bandas que se juntan pero no escriben nuevo material lo hacen por dinero. Así es muy fácil reunirse. Está bien, pero yo nunca lo haría. Cuando nos volvimos a reunir para “Dehumanizer” en 1992 hicimos este disco y luego salimos de gira.

Cantante de Rock favorito:

Probablemente Glen Hughes aunque no creo que haya nadie mejor que yo (risas).

Participación en la grabación del disco de Deep Purple con la Orquesta Filarmónica de Londres:

Fue increíble, extraordinario. Nunca había sentido algo así en mi vida. La orquesta estaba ahí detrás y era impresionante. La relación con los miembros de Deep Purple es muy buena, especialmente con Roger Glover. Estuve allí por él. Roger produjo los dos primeros discos de Elf y siempre ha sido uno de mis mejores amigos así como uno delos mejores bajistas que he visto nunca.

Cuidado de su voz:

Sé muy bien cómo mantener potente mi voz, conozco la técnica. Es una actitud mental. La mayoría de las cosas se hacen cuando se tiene una dedicación y una fe plena. Yo me niego a no ser bueno. Pienso que lo que hago en cada concierto debe ser perfecto aunque nunca se pueda llegar a ello pero sí intentarlo. Cuando miro a las audiencias siento que esperan que cante bien por lo que debo hacerlo. Siempre he sido capaz de interpretar algo de distintas maneras, alto, bajo, suave, el secreto está en conocer la técnica y tener una actitud mental positiva.

Actuación con Metallica en The Metal Hammer Festival:

Bueno, mi primer temor fue que el festival se fuera a dedicar al Thrash Metal exclusivamente pero al conocer a las otras bandas invitadas, Bonham y Warrior Soul, se disolvió este miedo. Con Metallica me siento bien. Con el paso de los años me han ido gustando más y más. Cada vez son más instrumentales y, en este momento, son una de las bandas más populares en Europa.

Habla de otras bandas que le gustan:

Como grupos más duros guardo muy buenos recuerdos de Black Sabbath pero Deep Purple encabeza mi lista de preferidos. De la actualidad me inspiran mucho Bon Jovi y Soundgarden.




Sensaciones después de la 1ª reunión con Black Sabbath:

Con ellos ya he tenido dos experiencias y, desde luego, no habrá una tercera. Para mí fue muy importante hacer “Deshumanizer” y la gira que hicimos fue muy intensa también pero circunstancias que no vienen al caso hicieron que pudiéramos seguir juntos. Personalmente sentí que tenía que dejar Black Sabbath sobre todo por la forma en que se produjo todo. Ahora ya no pienso más  en ese tema.

Vinny Appice recueda a Dio:

Ronnie era increíble. Desde que lo conocí hubo conexión. Al igual que yo, él era italiano y vivía en New York. Nos gustaban las mismas cosas y nos llevábamos muy bien. Lo más destacable de él era que realmente amaba su música y a sus fans. Siempre estaba pendiente de firmar autógrafos y recordaba los nombres de la gente. Yo era muy joven cuando lo conocí y su forma de ser me deslumbró. Qué talento, qué voz.


SACRED HEART


Mensaje que quiere transmitir con este disco:

Buscar la verdad de lo que te rodea y de ti mismo. El por qué hacemos las terribles cosas que nos hacemos los unos a los otros. Simplemente todos los juicios y tabulaciones que tienes que atravesar para llegar a esa forma de verdad. Yo compongo mucho acerca de esto y este disco es emblemático en este sentido.

Problemas con la compañía con este trabajo:

Les dije: “¿Por qué no me disparáis? ¿Lo tendréis hecho entonces?”. A lo que dijeron: “No, pero tiene que acabarse.” “Bueno, entonces disparadme porque yo no voy a hacerlo.” Así que mi mensaje es: la próxima vez que alguien te apunte con una pistola (figuradamente, por supuesto) simplemente di: “Dispara, dispara, no me preocupa. Tengo que vivir mi propia vida así que dispárame si me quieres fuera del camino. Si no déjame hacerlo a mi manera.”





Por qué en este L.P. no hay balada:

Bueno, pasó por mi mente hacer una pero el pensamiento rápidamente desapareció simplemente porque no estaba en un buen momento para ello. Además yo siempre he dicho que esta no es una banda de baladas. Tendemos a hacer las canciones de modo que te arrullen para dormir y de pronto venga la marcha.  
     
Satisfacción con este larga duración:

Para mí cada disco es importante pero en la grabación de éste ocurrió que se estaba produciendo el cambio de guitarrista. Campbell estaba medio fuera y Goldie con un pie dentro. Eso repercutió en el disco.  Aun así, hay algunas canciones que están entre mis favoritas, la que da título al disco o “Rock And Roll Children”, por ejemplo.

INTERMISSION


Sentido de este Mini L.P.:

La compañía nos dijo que no había ni tiempo ni dinero para un nuevo álbum. Yo deseaba editar un doble en directo, igual que los que hice con Black Sabbath o Rainbow, pero tampoco quería interrumpir la larga gira mundial que estábamos haciendo así que aprovechamos el poco material que había y sacamos este trabajo.




DREAM EVIL


Inmovilismo en este disco:

No tengo ningún miedo a cambiar. En este álbum hemos hecho exactamente lo que teníamos en  mente.




LOCK UP THE WOLVES


El nuevo guitarrista Rowan Robertson:

Es un joven fantástico, amable, optimista y generoso. Consigue descubrir el lado bueno de todas las personas que va conociendo y está al tanto de todo lo que ocurre. El otro día me lo encontré discutiendo con otro periodista sobre un nuevo grupo, creo que se llaman Napalm… Napalm Death! Los elogió por su indudable calidad rítmica y que su estilo consigue que las cosas sigan progresando, una postura positiva. Yo no me estaba enterando delo que hablaban y le tuve que decir a Wendy, mi mujer y mánager, que me mantuviera mejor informado de todo esto.

Opinión del disco:

Es un L.P. de hoy. Trata sobre los problemas contemporáneos que hacen que veamos el futuro de este planeta como algo incierto. Es más un regreso a las raíces de Dio con un tempo más Heavy, sin menos florituras. En la línea de lo que pudiera haber hecho con Sabbath en 1979. Más que ser mi quinto trabajo lo veo como el sucesor de “The Last In Line” porque lamento sinceramente el cúmulo de errores de los dos últimos discos.





DESHUMANIZER


Acerca delos temas del disco:

Es algo muy parecido alo que ya hicimos. Temas muy en la onda de “Heaven And Hell” con la perspectiva, claro está, de los años que han pasado y de que no vamos a vivir de glorias pasadas. Cuando dejé la banda siempre me quedé con la sensación de que había dejado un trabajo sin terminar, de que nuestra historia, como cuatro músicos juntos, realmente no había dado todos sus frutos. Cuando hablé más detenidamente con Tony y Geezer tenían exactamente la misma sensación, esa especie de deuda con el pasado. Ahora creemos que aún podemos crear algo fuera de lo normal.

Reunión por la pasta:

En mi caso te puedo asegurar que no. Yo no necesito volver con el grupo para ganar dinero y eso lo sabe cualquiera que me conozca. No voy a negar que Dio como banda no fue la máquina constante de hacer millones de dólares pero nos manteníamos mejor que muchas bandas con un supuesto status de estrellas.

Incorporación de Vinnie Appice en vez de Cozy Powell o Bill Ward:

Para este proyecto era imprescindible que en la batería estuvieran Vinnie o Bill. No podía haber otros porque se trata de la continuación, la progresión lógica de un proyecto que quedó interrumpido en un momento muy concreto y que ahora vamos a retomar. Por eso teníamos que estar las personas que participamos en ese proyecto entonces. Hablamos con Bill pero él no quiere hacer giras así que entonces nos decidimos por Vinnie.





ANGRY MACHINES


Interpretación del título:

No es que estemos enfadados con alguien en especial sino que sentimos como la tecnología avanza muy rápidamente y nos consideramos como máquinas futuristas pegadas a esta tecnología. Tenemos que tirar para adelante, de ahí que en la portada aparezcan unas máquinas pisoteando las ciudades por donde pasan.

Contenido del disco:

Se centra en los problemas que nos rodean en todo el mundo. Los de Bosnia, la gente que muere en América, los desempleados o los que mueren de hambre. Está basado en la realidad no en las fantasías delas que he hablado en los anteriores discos. Ahora soy más realista y las fantasías las guardo en el corazón.

Tiempo de grabación y producción:

Tardé nueve meses en escribirlo por interrupciones con otros proyectos que iban saliendo. En cambio tarde sólo cinco semanas en grabarlo ya que tengo mi propio estudio. Yo me encargué de la producción ya que estoy tocando con mi banda de continuo. Cuando sabes que haces bien las cosas no hace falta volver a repetirlas y revisarlas. Teniendo tu propio estudio y siendo tú mismo el que lo tocas y produces puedes grabarlo con rapidez.




MAGICA


Opina sobre este disco:

Es como un nuevo comienzo para mí. Por fin hemos vuelto a las raíces de la música que nos caracterizaba hace 17 ó 18 años. Hemos enlazado con la época de mis primeros trabajos en solitario, incluso con cosas de Rainbow.

Vuelta a la banda de Jimmy Bain:

Llegó después de que hubiéramos escrito el disco. Me llamó una vez que estaba recuperado de los problemas que había tenido con el abuso del alcohol y las drogas. Lleva limpio dos años. Me llamó y me dijo: “Lo siento Ronnie, fui un imbécil.” Yo le pregunté si seguía tocando y me dijo que sí. Entonces le dije que quería un imbécil para que se encargara del bajo. Para él es una nueva oportunidad de hacer lo que más le gusta. También están Simon Wright a la batería y Scott Warren a los teclados.

Acerca de si es posible un nuevo capítulo de este nuevo álbum:

No he planeado hacer una continuación musical de este álbum. Lo que sí quiero es escribir una trilogía en libro de “Magica”. La narración que aparece en este disco sería la mitad de la historia. También tengo en mente una película animada.




MASTER OF THE MOON


Sobre si es una mezcla entre “Magica” y “Killing The Dragon”:

Sí, así es. Tiene puntos en común con esos discos. Es un sonido uniforme dentro de ese estilo.

Definición musicalmente hablando:

Es más Heavy que el anterior. Las baterías y las guitarras suenan más poderosas. Tanto Graig como Simon Wright en batería y Jeff Pilson al bajo hicieron un trabajo formidable y el sonido me gusta mucho. Es el típico álbum de Dio.

Comenta la canción “I Am”:

Trata de ser lo suficientemente fuerte para encarar los problemas que existen en el mundo actualmente. No es una declaración de principios, es para cualquiera que sienta lo mismo que yo. Tienes que ser más fuerte que el viento ante lo que te dicen la mayoría de las personas, que no puedes hacer tal o cual cosa. Eso no es así. Si te esfuerzas puedes ver tus sueños hechos realidad.

Acerca de ser el mismo álbum de siempre:

Les diría que si quieren escuchar otra cosa que se compren otro disco. Si sabes quien es Dio sabrás cómo suena Dio. Sé lo que quiero hacer y sé lo que me gusta. No es mi problema, yo escribo canciones para los fans no para los críticos.





THE DIO YEARS


Iommi explica cómo se produjo esta nueva reunión:

La primera vez que lo hablamos fue hace dos años, durante el Ozzfest. Pensamos que tocar algo distinto estaría muy bien y luego surgió la idea de hacer un disco recopilatorio que también nos resultaba sugerente. Necesitábamos temas nuevos para que realmente quedara bonito así que nos pusimos a ello. Sorprendentemente fue muy rápido el proceso compositivo.

Iommi acerca del nombre Heaven And Hell:

Sé que para los fans puede resultar confuso pero es que después de 10 años tocando con Ozzy las mismas canciones queríamos llamarnos de otra forma para marcar diferencias. No tocamos las canciones de aquella época, no nos apetecía.

Iommi ante la posibilidad de un disco después de este:

Desde luego, hoy por hoy, no está planeado pero nunca se sabe. Hay otras ideas musicales en la recámara por lo que no nos costaría mucho esfuerzo. La química ha sido muy buena así que estaría bien si se pudiese llevar a cabo.

Iommi sobre el hecho de que no aparezca Bill Ward:

En un principio iba a ser él el batería. Vino a Inglaterra a reunirse con nosotros y hablar pero ya sabes que después de sus infartos su salud es muy débil, le cuesta mucho hacer varios conciertos seguidos. Hay que tener en cuenta que Vinnie grabó más de estas canciones que él por lo que parecía lógico que fuera él quien las hiciera. Bill también lo entendió así, le hubiera gustado ser parte de todo esto pero no tenía sentido que se pusiera a aprenderse todos esos temas que él no ha grabado.



Fotos y textos extraídos de: Heavy Rock, Popular 1, Full Metal y Rock Espezial. Muchas gracias por estar ahí o por haberlo hecho.




miércoles, 3 de junio de 2015

AC/DC Madrid 31- Mayo-2015









El pasado domingo 31 de Mayo, en compañía de mi novio, que se encargó hace meses de conseguir las entradas, y mis dos colegas Nervio y Cheli asistí por sexta vez, Barcelona, Lisboa, Madrid, Madrid, Sevilla y Madrid, a ver en directo a los australianos más famosos del planeta. Ellos son, evidentemente, AC/DC. No sé exactamente cómo tengo que definir lo que se vive en un concierto de los ACeDeCé porque es una experiencia única por muchas veces que los hayas visto. El contemplar a tanta gente unida para disfrutar de dos horas de show, más los teloneros, claro, el buen rollo antes de entrar, todo el mundo tirándose fotos o pidiendo que te tires fotos con ellos, el caso nuestro con unos valencianos, y la tremenda energía positiva que se respira es, aunque suene a tópico, algo inexplicable.





Salimos tempranito de la pensión, nos quedaba relativamente cerca del Vicente Calderón, para poder formar parte de ese reguero de gente que se acercaba al estadio. Lo primero fue comprar los míticos cuernos, este es, con toda seguridad, el negociazo del evento pues a 10€ la unidad es un pastón lo que tienen que sacar, para, seguidamente, buscar la puerta por la que teníamos que entrar, la 51 en nuestro caso. Una vez apostados enfrente de la entrada nos relajamos un poco tomando unas cervezas con otros seguidores hasta que a eso de las ocho y cuarto nos metimos pa dentro. Sube que te sube escaleras hasta encontrar el sitio que nos había tocado y primera gran y grata sorpresa de la noche, dicho sitio es un lujazo. Nada más y nada menos que apoyados en una de las balconadas de la grada izquierda del estadio sin nadie delante y con una visión más que asequible del escenario.





A eso de las nueve menos cuarto hicieron su aparición los teloneros elegidos para este tour europeo, Vintage Trouble. Tengo que reconocer que no los conocía de nada antes de esto. Los escuché y vi algunos de sus vídeos desde que los anunciaron y, la verdad, me parecía que no eran una banda apropiada para tal misión. No creo que sean malos, ni mucho menos, son bastante buenos en su estilo, pero de ahí a que abrieran para AC/DC había un trecho. Pues nada, me meto la lengua donde me quepa y, después de vivir lo del Calderón, debo reconocer que estuvieron más que bien. El cuarteto californiano se hizo con el público a los pocos minutos de comenzar su actuación gracias a la entrega de su vocalista Ty Taylor y la fuerza de los demás miembros. “Hard Times”, “Blues Hand Me Down”, esta me encantó,  fueron verdaderas declaraciones de lo que se nos venía encima. Quizá Ty debería haberse enrollado menos entre canción y canción y dedicarse a cantar pero sabe cómo solventar esto con esas carreras que se mete y ese feeling que tiene. Cuando llegaron a “Run Like The River” ya nos tenían a todos y todas las presentes en el bolsillo, más aún cuando Taylor se tiró al público nadando por encima de las cabezas de las primeras filas para desasosiego de los de seguridad que tiraban una y otra vez de él para impedírselo. Todos sus esfuerzos fueron en vano pues el frontman acabó, como dije antes, en volandas de la peña que no paraba de jalear como posesos. Cerraron con “Strike Your Light (Right On Me)” dejándonos con las palpitaciones a cien. Si lo que se pide a un telonero es que caldee el ambiente estos Vintage Troble, en concreto su cantante, lo hicieron con nota sobresaliente. Hacía tiempo que no veía a una banda tan dispuesta a todo como ellos. Soul, Rythm & Blues, Swing y energía a raudales para entrar en calor ante de los cabeza de cartel. Lo dicho, a pesar de su sonido un poco bajo, me quito el sombrero ante estos angelinos.







¡Qué larga se hace la espera cuando llevas meses aguantando para ver a tu banda favorita de todos los tiempos! No me gusta eso de banda favorita pero he de aceptar que siempre he sentido una atracción bastante especial por AC/DC. Desde donde nos encontrábamos pudimos ser testigos de primera de cómo el Calderón se iba llenando por segundos hasta completarse del todo. Con un escenario en forma de cuernos que cambió mil veces de color y cuatro pantallones, dos de ellas direccionadas expresamente a las gradas, una a izquierda y otra a la derecha, además de la del fondo del propio escenario,  para que no perdiéramos detalles, comenzaron los australianos a eso de las diez de la noche con una intro basada en imágenes espaciales y de astronautas con su característico toque de humor. Todo dios en pie al primer acorde de “Rock Or Bust” y a disfrutar que es a lo que hemos venido estas miles de almas rockeras. “Shoot To Thrill” pone las cabezas a cien y podemos contemplar, desde la grada, las primeras mareas humanas moviéndose como olas en la pista. Siempre me ha encantado esta imagen de los conciertos. “Hell Ain´t A Bad Place To Be” fue la primera que cayó de la época de Bon Scott y nos sentó como un guante. A partir de aquí, quizá fue una percepción mía, comencé a notar como si Brian Johnson tuviera algún problemilla con su voz. No es que estuviera cantando mal pero a mí me parecía que iba demasiado acelerado. Leí hace unos días que puede que fuera a causa de la manera de tocar de Chris Slade que mete demasiada marcha desde la batería. Sea como fuere, tuve esa sensación durante toda la actuación del cantante. “Back In Black” es siempre una apuesta segura que hace que nos desgañitemos hasta la saciedad. Ya para estos cuatro temas las luces del impresionante escenario habían cambiado mil veces mientras Angus hacía de las suyas sin parar. Con “Play Ball” nos dieron un pequeño respiro que se desvaneció como la espuma cuando llegó otro de sus clásicos, “Dirty Deeds Done Dirt Cheep”. Se nota que los años no pasan en balde pues Angus no se mete esos carrerones de antaño pero eso es lo de menos cuando tienes a miles de gargantas alentándote para que te sientas como lo que eres, uno de los guitarristas más queridos de la historia del Rock. “Thunderstruck” ha sido de esos temas de la época de Brian que, exceptuando los del álbum negro, no pueden faltar en su repertorio. El griterío es ensordecedor y la entrega banda-público única durante este temazo. Se me siguen poniendo los pelos como escarpias al recordarlo. Vuelta de rosca con otro clásico, “High Voltage”, para que el hígado se te salga por la boca. Si no habíamos tenido poco con las dos anteriores esta ya fue la que puso al respetable como verdaderos locos. Yo seguí apreciando la velocidad cantando de Brian. A continuación se dio un pequeño respiro, también nos lo dio a nosotros, con “Rock And Roll Train” de su anterior entrega. Una pena no poder volver a disfrutar del tren descarrilando desde el fondo del escenario pero todo, supongo, que no se puede tener.






Hasta aquí, digamos, la primera parte del concierto. Cuando vimos bajar la mítica campana, réplica de las del Big Ben londinense, fuimos conscientes de que nos iban a atacar con otra lista de temas para los que había que tomar fuerzas. Como dije antes, se notan los años y Brian ya no se recuelga de ella. La dejan flotando encima del arco de luces mientras interpretan el tema para deleite de los presentes. Personalmente hubiera elegido un tercer tema distinto a “Batism By Fire” de su último trabajo pero aquí no valen los remilgos y esto es lo que hay, las quejas en taquilla, por favor. Siempre viene bien que te dejen relajarte un poco ante el atracón que te vas a dar de aquí al final del show porque ya éramos conscientes de que se acababan las tonterías y empezaba el desmadre, ni un respiro más. “You Shook Me All Night Long” debe ser uno de los temas mas vacilones de los australianos que sirvió como entrante para lo que vendría detrás. La mítica “Sin City” fue, en mi opinión, la más entrañable de la noche. No es que Brian lo haga mal, nunca lo ha hecho, pero en ciertos temas de Bon, como este, se le echa de menos. ¿Os queda algo de cerebro? Pues sujetadlo bien porque  puede que salga ardiendo con “Shot Down In Flames” y, la dedicada a Scott, “Have A Drink On Me”. Momentazos únicos con los que cerraron la lista de cinco temas de su disco más vendido hasta la fecha. “T.N.T.” pone siempre la nota nostálgica en su setlist a la vez que nos vuelve a hacer corear el tema después de casi hora y media de actuación. Increíble el aguante del personal cuando lo estamos pasando en grande. No pudimos apreciar la aparición de Rosie al fondo del escenario desde donde nos encontrábamos pero la vimos en las pantallas, algo que siempre es un alivio. Llegados a “Let There Be Rock” presentíamos que aquello estaba finalizando pero antes teníamos que disfrutar del eterno solo de Angus y de las imágenes que proyectaron de buena parte de su carrera. No hubo striptease ni nada de lo que nos tiene acostumbrado Mr. Correcaminos pero nunca está de más escuchar como él solito tiene una rampa por recorrer mientras se revuelca por el suelo, se vuelve al escenario y se sube a lo más alto del mismo para que sigamos sus riffs a garganta limpia.





Después de un pequeño descanso, premonitor de la despedida, desde nuestra balconada pudimos apreciar cómo Angus salía de debajo del escenario envuelto en humo para interpretar el tema más conocido de la banda, “Highway To Hell”. Escenario completamente rojo para la ocasión y no una sino miles de olas en pista que hicieron del momento, al igual que otras veces, algo único. Con la aparición de los cañones todos y todas los asistentes teníamos claro que aquello se acababa pues es el tema elegido por el grupo desde hace años para dicha misión. Bombazos, adrenalina, fuegos artificiales y griterío para decir adiós a la banda que nos ha tenido en la palma de su mano durante dos horas.






Como he dicho antes, los años pasan, no sólo para ellos, para todo el mundo, incluido nosotros y nosotras, pero qué más se les puede pedir después de cuarenta años pateando escenarios del mundo entero y parte del extranjero. No entro, ni quiero, en si Stevie no está a la altura de Malcolm, no sé ni cómo pretendéis eso, pues con el simple hecho de que esté dejándose la piel, como hizo, me sobra. Ante músiquillos de tres al cuarto que andan siempre conque si tuvieron este o el otro fallo, que vosotros no lo entendéis porque no tocáis ningún instrumento, ante criticones que sólo reparan en que si el batería este no le llega a los talones a Phil, cosa con la que no estoy en nada de acuerdo, son dos formas distintas de aporrear y punto, y demás pamplinas sólo tengo que decir que se dejen de tonterías varias porque ver a los AC/DC en directo es siempre algo especial y único. Si no se dejaron llevar por la magia que se vivió, y se vive, en el concierto ellos que se lo pierden. Aceptar eso sí que es una verdadera pena.  We Salute You forever!!!