lunes, 5 de agosto de 2013

Iron Maiden En España, Por Mariano Muniesa.







 Mariano Muniesa se ha pegao un currazo del copón para ofrecernos este extenso y gran libro sobre la trayectoria de los Iron Maiden por estas tierras. Es verdad que siempre ha sido una de las bandas más queridas  por las huestes rockeras de este Estado con un montón de seguidores y seguidoras entre los que me incluyo, evidentemente. Estas cosas el grupo siempre las supo apreciar y, como cuenta esta obra, desde sus primeros conciertos en el año 1982 nunca han dejado de pasar por aquí. En lo referente al libro “Iron Maiden En España” diré que hay una parte que me ha gustado mucho y otra que, digámoslo suavemente, no tanto. Esto no quiere decir que no sea recomendable cien por cien.






Creo que es mejor empezar por lo menos bueno para acabar con buen sabor de boca. Si hay una cosa que me ha defraudado de esta gran obra son las fotografías. No me puedo creer que tanto en los archivos personales del autor, de hecho aparecen algunas realizadas por Mariano, en los de las revistas especializadas, a las que seguro que el mismo tiene más que acceso, así como en los de sus colaboradores en el libro no haya fotos de mejor calidad que las que aparecen. Dentro de esto resaltaría la portada del libro. ¿De veras no había un dibujo del Eddie más atractivo y con más luz? Es excesivamente simple para mi gusto y su opacidad hace que pierda mucho más aún. A parte de esto, hay algunas repeticiones de canciones en algún set list además de otro comentario trastocado de sitio que son erratas de andar por casa. Espero que lo que realmente haya pasado es que sea todo un fallo de imprenta, aspecto que podrá corregir en próximas ediciones. Pero sin duda alguna, en esto no puedo ser objetivo, lo siento, lo que no comprendo es como Muniesa no hace ninguna referencia al concierto de la gira del disco “Fear Of The Dark”, uno de mis preferidos, todo sea dicho, perteneciente al Monster Of Rock de aquel año que se suspendió en Cáceres. Lo que iba a ser la primera visita de la banda inglesa a Extremadura con aquel cartelazo se vio truncada por la ineptitud y los miedos de un Ayuntamiento que a pocas semanas del concierto decide no entregar el lugar donde se iba a celebrar el evento porque se pensaban que una horda de rockeros y rockeras iban a asolar la ciudad, malditos prejuicios, a pesar de que aquello se iba a celebrar como parte de la declaración de Cáceres como Patrimonio de la Humidad en el ya lejano 92. Vinieron los Dire Straits, dieron un gran concierto que será siempre recordado en la ciudad, pero los Maiden nada. Es más, recuerdo tener que ir luego a Madrid, pa variar, y ver en las camisetas oficiales de Megadeth las ciudades donde iban a tocar puestas en la espalda de las mismas y aparecer Cáceres. Lo peor fue la situación económica en la que se vio involucrado el promotor local del concierto, un gran amigo. Me gustaría que en esas próximas ediciones el autor se informara un poco más del asunto porque si hace referencia a la anulación del concierto de Mijas en el tour del disco “Brave New World” qué le ha pasado con éste.





Lo que está claro es que, pese a todo lo dicho con anterioridad, Mariano ha hecho un trabajo excelente con esta obra. Destacaría el prólogo así como la primera parte de introducción al grupo. Muy buena la extensión de esta parte sin entrar en demasiados detalles ya que lo que interesaba es su relación con este Estado. Me ha gustado todo lo referente a la discográfica y las ventas de sus dos primeros discos por estos lares. Otro de los aspectos importantes de la obra es la cantidad de comentarios tanto de diarios de la época de cada concierto y ciudad como de revistas y webs especializadas. Esta debió ser una labor de investigación que merecer resaltar. Las entrevistas finales no tienen desperdicio, sobre todo las de Fernando Leal, Antonio Valseca, Juan Antonio Martínez o Jordi Sandalinas.  Muchas de las anécdotas y confidencias que se leen están contadas con tal pasión que se ve claramente que son momentos que están grabados para siempre en las mentes de los y las que las vivieron. Eso es lo desborda el libro por los cuatro costados, pasión y entrega de un público que nunca falló a su banda, algo que esta recompensó siempre que pisó estas tierras con grandes espectáculos incluido los últimos conciertos en el Sonisphere.






Siempre diré que Iron Maiden son lo que son y están donde están porque han dado el callo a lo largo de los años, porque siempre ha habido un señor llamado Steve Harris que si no estabas al ciento cinco por ciento de potencial para pertenecer al grupo no tuvo dudas en decir a quien fuera que se largara al igual que fue flexible para que algunos de estos volvieran, para bien de todos, pero sobre todo siguen ahí por su dedicación a los fans de todo el mundo y en especial a los de España. Muchas gracias por todos eso momentos mágicos que hemos vivido en sus conciertos, gracias por hacernos disfrutar, gracias por hacernos creer en esta música incluso cuando nadie apostaba por ella, que ha sido casi siempre, y, sobre todo, gracias a Mariano Muniesa por hacer que todo esto se vea reflejado en las páginas de esta gran obra.